El Reiki tradicional Japones de Mijao Usui

El Reiki tradicional Japones de Mijao Usui

Reiki es un arte de curación ancestral de canalización de la Energía Universal a través de las manos, que fue descubierto en Japón a principios del siglo XX por Mikao Usui. Está basado en una antigua técnica tibetana de sanación que Usui Sensei descubrió a través de su investigación en textos sánscritos de antiguos sutras budistas de origen tibetano.
No solo es un método de sanación, es un método que al ser aprendido correctamente nos permite encaminarnos a la iluminación, a vivir una vida plena y podríamos mencionar otros beneficios como:
• Crecimiento interior.
• Métodos de sanación.
• Métodos de autosanación.
• Métodos de autocrecimiento.
• Sanación a distancia.
• Manejo de energía a nuestro favor.
• Limpiar Karma.
• Sanación a través del tiempo y del espacio

Actualmente el Reiki Tradicional Japonés se extiende a nivel mundial y las técnicas se han conservado con la ayuda de dos maestros principales en la difucion del Reiki como son Hiroshi Doi Sensei (Japón) y el Maestro Antonio Moraga (Alianza Española de Reiki en Madrid).
La palabra Rei (universal, sin límites) Ki (energía vital) es de origen japonés pero la práctica de transferencia de energía para la sanación viene de tiempos muy remotos. Reiki es la energía de la que han hablado muchas religiones y culturas, con nombres como prana para los hindúes, maná para los kahunas, energía bioplásmica para los investigadores rusos y chi para los chinos.
Reiki es una energía que tiene una frecuencia específica y que existe en todas partes. Su frecuencia equilibra todas las demás energías que encuentra. Esta energía está generada dentro de todas las formas de vida, en tanto que toda forma existente está hecha de energía y tiene su propia energía vital. En este sentido, la Energía Universal de Vida es la esencia que sostiene la vida de todas las cosas. Todos los seres humanos tenemos la energía Reiki y todos podemos utilizarla para ayudarnos a nosotros mismos y a los demás. No se requiere ninguna condición especial para usar el Reiki. Este poder se activa mediante iniciaciones, lo que diferencia al Reiki de otras técnicas de sanación. La energía Reiki fluye (tras la iniciación hecha por un Maestro de Reiki) de las manos del sanador, actuando en todas las dimensiones del ser humano: la parte física, mental, emocional y espiritual. Reiki es tanto un camino de sanación, como de desarrollo interior.
El Reiki tiene diferentes efectos, a saber: sustenta y estimula la capacidad natural del cuerpo de autosanarse a sí mismo, revitaliza tanto el cuerpo, como el alma y la mente, y restablece el equilibrio y bienestar mental y espiritual. Equilibra todas las energías corporales, y libera la energía bloqueada en todo el cuerpo, promoviendo un estado de relajamiento total y paz interior. Limpia el cuerpo de toxinas y se ajusta por sí mismo a las necesidades del receptor. Una ventaja del Reiki es la posibilidad del auto-tratamiento. Éste es una herramienta muy eficaz para conseguir sanación a todo nivel y desarrollo espiritual. Con el auto-tratamiento se puede trabajar sobre uno mismo en el nivel físico (para quitar dolores, por ejemplo), y también en niveles emocionales, ayudando así a liberar bloqueos de energía que, de otro modo, podrían generar en el futuro alguna enfermedad.
Muchos de los Maestros iluminados utilizaron en su época sus manos como canales de luz y de amor, para la sanación física, mental y espiritual de las personas que se acercaban a ellos. Muchos de los grandes milagros de Jesús, las curaciones asombrosas de Buda y de las sanaciones transformadoras llevadas a cabo por los seres iluminados, son manifestaciones energéticas conscientes y la esencia misma de esta fuerza sanadora y transformadora, canalizadas a través de los iniciados de todos los tiempos.
El camino del Reiki es un camino que nos permite expresar amor impersonal a través de la Energía Universal. Amor, primeramente, hacia nosotros mismos, en tanto que manifestaciones de esa Energía Universal, ya que, el camino del Reiki es, ante todo, un camino que nos lleva hacia nuestro propio desarrollo personal. Y amor hacia nuestro prójimo, ya que actuamos como canales de esa energía en su beneficio.
31
www.ihmonterrey.com.mx
vicente@ihmonterrey.com.mx