Protege el sistema respiratorio de tus hijos

Protege el sistema respiratorio de tus hijos

Hace más de 5000 años en India, los “rishis” o seres que meditaban observaron las cualidades y el comportamiento de los seres humanos y de la naturaleza. Para ellos, una persona es una especie de “naturaleza en miniatura” y los ritmos de la naturaleza, son un reflejo de nuestros propios ritmos, y en cada cambio de estación podemos entonarnos armónicamente con los ritmos naturales al elegir un estilo de vida adecuado y hábitos alimenticios específicos. Por eso hoy le comparto algunas consideraciones para que prepares y tu hijo y se mantenga saludable durante la temporada de invierno.

 

Alimentación

  1. En está temporada existe la tendencia para que tanto niños como adultos padezcamos de afecciones respiratorias tales como gripa, congestión, alergias, tos o resfriados. Para prevenir estos síntomas reduce el consumo de productos lácteos, la cajeta, el queso derretido, las azúcares, las harinas refinadas y el yogurt.

Alimenta a tu hijo con platillos calientes y picantes. Se sugieren sopas calientes y darle té de jengibre con un poco de miel y limón.

 

Rutina diaria durante el invierno.

  1. Durante el invierno, la piel de tu hijo tiende a resecarse con facilidad. Te sugerimos que le des un masaje en el cuerpo con aceite tibio de almendras dulces o con aceite de ajonjolí. Puedes poner el aceite en baño maría. No olvides poner aceite en los labios, en las orejas y nariz. Después dale un baño de agua caliente. Este masaje además de que nutrirá la piel de tu hijo, le hará dormir profundamente y el contacto lo hará mantenerse seguro y querido, reforzando así su autoestima.
  2. Viste a tu hijo con colores brillantes como el rojo y el naranja para mantener el fuego digestivo activo y mantener el calor en el cuerpo.  No olvides ponerle una bufanda para proteger su cuello y de preferencia vístelo con telas hechas de fibras naturales como la lana, el algodón o el lino.
  3. Para mantener el calor interno en el cuerpo cuando el frío es extremo, enseña a tu bebé la respiración “bhastrika pranayama” o respiración de fuego. Sentado con las piernas cruzadas deja que tu hijo exhale por completo por la nariz como si estuviera apagando las velitas de un pastel y luego permita que llegue la siguiente inhalación. Deja que respire bombeando rápidamente desde el ombligo. Al exhalar el ombligo va hacia la columna vertebral y al inhalar se expande como un globo. Que repita 10 veces y luego que descanse.

 

Te sugiero las siguientes dos posturas para mantener lejos las enfermedades y fortalecer el sistema inmunológico de tus hijos:

POSTURA DEL ARCO O LA RUEDA.

Shakta Kaur da las siguientes indicaciones para que tu hijo realice la siguiente postura:

“Recuéstate sobre la espalda con las rodillas dobladas, para que los pies estén cerca de tus glúteos. Dobla los codos y pon las manos sobre el suelo, con los dedos apuntando hacia los hombros. Empújate hacia arriba de tal modo que sólo las manos y los pies estén apoyados sobre el piso. Asegúrate de que estén firmes. Tu cuerpo se arqueará como una rueda. Si lo necesitas, que alguien te “levante” o te ayude a mantenerte arriba. Respira en esta postura durante un minuto. Al terminar, baja suavemente y relájate sobre la espalda también durante un  minuto”.

 

SARVANGASANA. POSTURA DE LA VELA.

Para hacer esta postura, recuéstate sobre la espalda. Siente toda la espalda plana en el piso y el cuello relajado. Toma un inhalación profunda e impúlsate hacia atrás, para que tus piernas y tus glúteos queden fuera del piso. Con tus manos toma la cintura y deja que tus piernas suban a 90 grados y que se eleven como si fueras una vela. No retengas la respiración ni aprietes los músculos al inhalar o exhalar. Deja que el aire entre libre por tus fosas nasales. Eleva más los pies hacia el cielo y toma cinco respiraciones. Para salir de la postura, lleva las piernas hacia la cabeza y despacio, muy despacio, baja vértebra por vértebra. Una vez que los glúteos lleguen al piso, dobla las piernas y pon los pies en el piso. Descansa por lo menos un minuto.

 

 

Sitios de Internet sugeridos para encontrar clases de yoga para niños:

www.yogakids.com.mx

www.yoga.com.mx

 

BIBLIOGRAFIA. Yoga para niños. El vuelo de la mariposa. Shakta Kaur Khalsa. Ed. Alamah.