Todos los Lunes Coaching U 8am-9am  Inscríbete Aquí

Yoga para bajar de peso

Con las asanas (posturas de yoga) lentas y fluidas, a veces enfocadas en la relajación, uno podría preguntarse cómo se puede perder peso a través del yoga. Pero la realidad es que puede ser una herramienta efectiva para bajar de peso, si se practica con regularidad y correctamente. Es justamente gracias a la relajación que el yoga produce que el nivel de la hormona cortisol se normaliza, cuando estamos estresados el nivel alto de cortisol estimula seguir comiendo y además asegura que las calorías que se consumieron, se conviertan a células de grasa.
Así es que no es solamente el número de calorías que se queman durante la práctica, el yoga también nos da un mayor sentido de conexión entre el cuerpo, las emociones y la mente, aprendiendo a reconocer y diferenciar entre la ansiedad y el hambre. Además de que al estar en este ambiente idealmente vegetariano, su influencia puede ser de mucho beneficio para consumir más frutas y vegetales, tener un estilo de vida más saludable, practicar el súper importante precepto filosófico de no dañar a otros “Ahimsa” al dejar de consumir carne, y de paso perder un poco de peso.

Estilos de yoga como el“Ashtanga Vinyasa Yoga”, el “Power Yoga” o el “Vinyasa Yoga” son ideales para quemar algunas calorías ya que se va de una postura a la otra de forma rápida y eso sí, se requiere tener una buena salud y condición física.

RUTINA por Ana Paula Domínguez y Sofía Padilla

1. Meditación: Siéntese en silencio durante 20 minutos en una posición cómoda sobre una manta o un cojín, cierre los ojos y concentre su atención en su respiración, trate de que sus pensamientos no le distraigan y regrese la atención a su respiración todo el tiempo. Tip: Ponga cojines debajo de sus rodillas para evitar que se duerman las piernas.

2. Bhujangasana o postura de la cobra: Acuéstese boca abajo, coloque las manos a los lados de sus costillas con los codos pegados al cuerpo, empuje sus manos contra el suelo y poco a poco suba el tronco, arquee la espalda y lleve la cabeza hacia atrás ligeramente para mirar el techo. Tip: Mantenga las piernas juntas y los hombros hacia atrás.

3. Parsvottanasana: De pie, separe un metro las piernas con los pies paralelos, tome sus codos detrás de la espalda, gire el pie izquierdo 70° hacia dentro y 90° hacia fuera el pie derecho, gire el tronco hacia la derecha, inclínese sobre la pierna derecha. Después cambie de pierna. Tip: Si no llega el abdomen a su muslo doble un poco la rodilla.

4. El árbol: De pie con sus pies paralelos coloque su pie derecho contra su muslo, abriendo la rodilla presione firmemente, haga un círculo con sus brazos hasta juntar las palmas arriba de su cabeza, bájelas lentamente hasta el centro del pecho, sostenga lo más que pueda y cambie de pierna. Tip: Si le es difícil apoye el pie a la altura del otro talón.

5. Adho Mukha Svanasana: Comience con manos y rodillas en el piso. Las rodillas separadas al ancho de las caderas y sus muñecas debajo de los hombros en línea. Eleve sus rodillas llevando la pelvis hacia atrás, estire los brazos y relaje la cabeza. Tip: Si siente mucha rigidez mantenga flexionadas ligeramente las rodillas para acercar más el pecho.

6. Dhanurasana: Acuéstese boca abajo, flexione rodillas, lleve los talones lo más cerca posible de los glúteos, tome los tobillos, inhale y lleve los talones lejos de sus nalgas, levantando las rodillas y muslos al mismo tiempo que el pecho y la cabeza. Sus rodillas no deben separarse más que el ancho de sus caderas. Tip: Presione el pubis al piso.

7. Pavanamuktasana: Comience acostado bocarriba, piernas juntas. Inhale, lleve la pierna derecha extendida a 90°, flexione la rodilla hacia el pecho, abrácela. Exhale, lleve la frente a la rodilla, sostenga. Al volver apoye la cabeza al piso, estire la pierna y bájela lentamente. Repita con la otra pierna y luego con las dos piernas. Tip: Relaje el cuello.

8. Virabhadrasana I: De pie, dé un paso grande con el pie derecho, apoye el talón de atrás con el torso centrado. Doble la rodilla derecha hasta que su pantorrilla haga una recta sobre el pie. Levante ambos brazos por encima de la cabeza con los dedos apuntando hacia arriba y sus palmas mirándose. Cambie de pierna. Tip: Mantenga las caderas al frente.

Artículos relacionados

Supta Padangusthasana

Supta Padangusthasana crea flexibilidad en las caderas, isquiotibiales y parte interna de los muslos, y promueve la apertura en las regiones abdominal y pélvica. En

Disfruta al máximo

En estos momentos, muchos están planeando sus vacaciones. Para muchos esto puede significar que finalmente después de varios meses tendrán tiempo para descansar. Sin embargo,

La Morada del Alma

Lleva tu practica de yoga un nivel superior y déjate envolver por la mágica energía de la tierra Purepecha, deja que los zarzales, atardeceres majestuosos,

Scroll al inicio